La principal causa de muerte en equinos es el cólico



Fuente: www.larepublica.com.co

El cólico equino es, tal vez, la frase más temida por los amantes de los caballos. Aunque es una dolencia tratable con medicamentos y/o intervención quirúrgica, se constituye, por no actuar a tiempo, en la principal causa de muerte.

El cólico equino se define como un dolor agudo en la cavidad abdominal. El verdadero -también existen falsos- es el que tiene que ver con problemas en el aparato digestivo y compromete desde la boca hasta el rabo. "El que no es digestivo, es decir que afecta otros órganos como el útero, hígado o riñón, es lo que llamamos cólico falso", explicó el médico veterinario Ignacio Correa.

De todas formas ambos causan dolor abdominal en el animal y para diferenciarlos se requiere de un examen juicioso.

El cólico, que etimológicamente significa "dolor de colon", empezó a ser frecuente cuando los caballos pasaron de los potreros a establos y de comer todo el día pasto, a tener una alimentación controlada (dos o tres veces al día) y en muchos casos desequilibrada.

Por ello, los expertos en el tema señalan que uno de los principales orígenes de la dolencia está en ese cambio de estilo de vida del caballo. "La causa principal está relacionado con el manejo alimenticio. Ejemplo, equinos que les dan forrajes de mala calidad, toman poca agua o no apta para consumo o los sobrecargan de granos", dijo el médico veterinario y profesor de la Universidad de Caldas, Jorge Carmona. Sin embargo otras causas pasan, incluso, por el estrés.

¿Cómo identificar el cólico? La presencia de la dolencia pone intranquilo al animal, se mira el flanco donde tiene el dolor (parte abdominal izquierda o derecha), tiene mirada angustiosa y sudoración, suele no comer ni beber y cuando es muy fuerte se revuelca. Si no se trata a tiempo es mortal.

"Si el caballo no orina no es porque tenga obstrucción de vías urinarias sino que está haciendo un proceso de defensa natural", agrega Correa.

Los veterinarios manejan, esencialmente, tres tipos de cólicos: el obstructivo ocasionado por un enterolito (cálculo) y se acompaña de retención de gas produciendo timpanismo; el isquémico tiene que ver con la falta de riego sanguíneo, es, generalmente, muy doloroso y si no se actúa a tiempo hay riesgo de muerte; y está el fisiológico que es el ocasionado por periodos de estrés. Éste no es operable.

Correa y Carmona coinciden en que el tratamiento debe ser inmediato. En algunas circunstancias la dolencia puede tratarse en la finca con medicamentos (analgésico) e hidratación con la asesoría de un profesional. Pero si el dolor persiste hay que remitirlo con celeridad a un centro especializado para evitar llegar a extremos.
"Si el caballo es de bajo precio y el tratamiento es costoso, se opta, en muchos casos, por el sacrificio cuando está muy deteriorado", indica Correa.

La mayoría de los diagnósticos se hace por palpación rectal para definir si se trata con medicamentos, cirugía o si se sacrifica. En el tratamiento quirúrgico, la asepsia es clave para evitar enfermedades por infecciones, por ello los veterinarios recomiendan hacer estas intervenciones en sitios especializados.

Correa describe el procedimiento. "Se baña el caballo, se le quitan las herraduras y se lava con soluciones yodadas jabonosas. Luego se entuba de la boca a la tráquea y se le aplica anestesia inhalatoria. El animal se pone en una mesa, se hace otra desinfección y ahí entra el cirujano a reparar y corregir las obstrucciones y los accidente que puedan existir.

El animal puede pararse media hora después y una vez estabilizado se pasa a la pesebrera. Tres meses después el equino puede empezar su actividad normal.


U. de Caldas tendrá quirófano de caballos
A juicio del profesor Jorge Carmona, la cirugía debe ser la última opción (no la primera como sucede en muchos casos entre veterinarios que buscan curarse en salud cuando tratan un caballo de mucho valor con cólico), en caso de que el tratamiento con medicamentos no surtan efectos. Carmona señala que la Universidad de Caldas está construyendo, con inversiones que superan los $500 millones, uno de los quirófanos para equinos más modernos y funcionales del país, con el que buscan no sólo atender las necesidades académicas de los estudiantes de veterinaria, sino también las del público en general con un servicio 24 horas.

Adjuntos

Protocolo para cirugía de cólico.

Teniendo en cuenta que el paciente no responde al tratamiento médico implementado, el cual consta de hacer reposición y mantenimiento de líquidos, analgesia y lavado de estómago (a nivel de campo). Si la respuesta al dolor es negativa y continúa con la representación clínica del problema, debe de ser conducido a un centro especializado; el transporte debe tener características importantes como:

Protección del frío por todos los lados (carpas a bajo)

Piso con suficiente estabilidad, cama de cisco o aserrín y respectiva escalera.

Una persona supervisando el trasporte debe de ir en la parte de atrás.

Al llegar al centro veterinario se debe de tener en cuenta la seguridad en el desembarcadero debe de hacer un buen acople entre el camión y la rampa.

Una vez el paciente se ha bajado, se debe de llevar al puesto de enfermería en donde se instalara un catéter (Mantenimiento de una vía permeable) y la respectiva hidratación además de analgesia adecuada, para llegar a una estabilización de su condición fisiológica, se realizara un examen clínico completo el cual orienta la decisión del próximo paso a seguir y obtener una valoración completa del paciente.

Con los datos obtenidos del examen clínico, conocimiento de los antecedentes y las pruebas para-clínicas complementarias, el médico encargado estará en la facultad de decidir por un tratamiento quirúrgico o continuar con la administración de un protocolo adecuado de acuerdo a la situación.

Si para la resolución del problema, se opta por un tratamiento quirúrgico, se deben seguir pautas internas pre-quirúrgicas para dicho paciente, siendo en nuestro caso la asepsia del paciente un punto crítico el cual se debe controlar. Se realiza baño completo del animal en estación, descalzándolo (quitar herraduras) y posterior lavado de los cascos con jabón yodado de forma astringente; siguiendo con el lavado de boca, todo se realiza con agua potable y en el área de enfermería.

El animal es llevado a la sala de derribo y preparación donde se le administra tranquilizante y relajante muscular para su posterior derribo en este paso no se debe de anestesiar para el manejo adecuado, se iza con un diferencial que va a soportado a un riel a 4, 40 metros del suelo se descarga en una mesa donde se realiza un lavado del área quirúrgica del animal con agua abundante, jabón y cepillo, se rasura y se realiza un primer embrocado y es tapada la zona a incidir con un campo estéril paralelamente a este proceso el anestesiólogo debe de entubar endotraquealmente el animal y vigilar la frecuencia y patrón respiratorio.

Nuevamente se iza y se traslada a la sala de cirugía, divida por una ventana de restricción, ya en la sala de cirugía propiamente dicha el caballo es colocado sobre la mesa de cirugía y conectado al equipo de anestesia, se fija muy bien para evitar accidentes y nuevamente es embrocada la zona quirúrgica, mientras tanto el cirujano y el instrumentador deben de estar lavados y listos con el material a utilizar durante la cirugía, se viste al paciente con los campos operatorios y se fijan al cuerpo del paciente para evitar que estos se caigan, se realiza la incisión en la línea media y se procede a realizar los diferentes procedimientos para la corrección de este, ya sea anatómico o fisiológico, después de resolver se realizan diferentes suturas y se da por terminada la cirugía y se retira la anestesia, se suelta el animal se quietan los campos y se iza nuevamente para atravesarlo por otra ventana de restricción que comunica a la sala de recuperación que se encuentra cubierta por un material blando para evitar que el paciente se golpee y de esta manera se evitan accidentes que puedan atentar contra la integridad del paciente.

En esta sala se espera a que el paciente se pare y sea capaz de estar en estación para llevarlo a la pesebrera de hospitalización en donde estará por 10 días aproximadamente hasta que se le retiren los puntos, la mayoría de estos pacientes guardan ayuno por las primeras 24 a 36 horas dependiendo del compromiso de la intervención que se haya realizado.
Se les realiza un protocolo de medicamentos que se darán durante el tiempo de hospitalización, que incluye antibiótico-terapia y manejo del dolor.

Comentarios

Temas más visitados

Colores de los Caballos o Pelajes del Equino

Parámetros de Construcción para instalaciones equinas. El ideal constructivo de un instalación equina. Toda explotación equina debe tener una instalación adecuada.

Beneficios del caballo para el ser humano

Estructura ósea de un caballo.

Partes de una silla de montar: armadura, estribera, asiento, faldón y la rodillera o taco.

Castración en el caballo

Avances para el diagnóstico de la Anemia Infecciosa Equina

Habronemosis cutánea en equinos ´´Llagas de verano´´

Alimentos para el caballo